La receta de este post es rica y sana, perfecta para una cena donde no quieras pasarte de la raya y al mismo tiempo quieres que tus invitados disfruten…

pechuga de pollo rellena de espinacas y ricotta

Ingredientes (para dos personas)

-2 pechugas de pollo

-dos tazas de espinacas

-1 taza de ricotta o requesón 

-2 tomates secos

-200 ml leche de coco

-un ajo

-cayena molida de ESPECIAS CRESPÍ

-aceite de oliva

-sésamo

-nuez de macadamia

-sal y pimienta

Preparación

Pon el horno a calentar, mientras tanto haz unos cortes a la pechuga en la zona superior sin llegar a cortar del todo. Rocía con aceite de oliva, insistiendo en el interior de los cortes, pon en una fuente. Mezcla una taza de espinacas cortadas en tiras con la ricotta y los tomates secos cortados también en tiras, con esta mezcla, rellena los cortes de la pechuga de pollo. Rocía de nuevo con aceite de oliva, sal y pimienta. Si tienes una fuente con tapa, tápalo con ella, sino con papel de aluminio. Mete en el horno a temperatura media 20 minutos, los últimos cinco minutos con gratinador si es necesario.

Mientras la pechuga de pollo está en el horno, en un wok rehoga el ajo picado con la taza de espinacas restante. Una vez las espinacas estén a medio hacer, añade la leche de coco y sal y cayena al gusto. Suelo echar un poco de cayena molida a casi todos mis platos para realzar el sabor, ya os he comentado en otras recetas, siempre de Especias Crespí.

pechuga de pollo rellena de espinacas y ricotta

pechuga de pollo rellena de espinacas y ricotta

Para finalizar la receta, con la salsa de coco haz una cama en un plato que tenga algo de fondo, pon la pechuga sobre ella y espolvoréa la nuez y sésamo por encima. Sirve con quinoa, mijo o arroz.

Puedes ver todas mis recetas en Instagram con el hashtag #auroravegacook

AURORA VEGA